¿Cómo comprometer a los estudiantes con las normas de la clase?

Hola, hoy quiero compartir contigo una idea sencilla y muy práctica para vincular a tus estudiantes con las reglas y normas de la clase. Es un reto lograr que nuestros estudiantes asuman los compromisos que tienen, de una manera “armoniosa”, por decirlo de algún modo, pues estamos enseñando normas y generalmente este punto en la enseñanza es complejo si no hay compromiso.

Lo ideal es que el alumno pueda asumir sus deberes con la seguridad de que esto es lo mejor, que es bueno para él y  para sus compañeros, además que al estar en comunidad se ha comprometido a hacerlo. Hoy te comparto una idea para que ese compromiso quede sellado. Se trata de un contrato que bien puede ser en un papel con las normas de la clase que al final esté firmado por cada estudiante. Pues bien, este papel, lo puedes enmarcar en un cuadro o portarretratos  de esta manera, puedes  exponerlo a todos los estudiantes en un espacio visible, esto seguramente les recordará los criterios a los que se comprometieron al momento de firmarlo.

DSCN1401

DSCN1402

DSCN1400

Finalmente, antes que reglas de la clase, me gusta, particularmente, hacer este tipo de contratos, que más que decir lo que no debes hacer, te vinculan  con un comportamiento que se espera de ti y, al firmarlo, te comprometes de manera positiva a realizarlo.

Te recomiendo que redactes tus normas o compromisos de manera positiva, es decir, en lugar de escribir: no hablaré cuando un compañero tiene la palabra, puedes decir mejor, respetaré  la participación de mi compañero, cuando éste tenga la palabra.

Si tienes más ideas compártelas con nosotros. Un abrazo.

firma karem

11 thoughts on “¿Cómo comprometer a los estudiantes con las normas de la clase?

    • Hola María, cuando las normas no se cumplen, se abre un espacio grupal, donde todos pueden aportar sus reflexiones conforme al incumplimiento de algunos o de todos. Se replantearían cosas y se establecerían acuerdos y consecuencias.

      El ambiente que debe imperar es de participación, reflexión y respeto. El espíritu del ejercicio no pretende imponer ni sancionar .

      Poco a poco, los estudiantes deben ver, que es necesario cumplir las normas para vivir en comunidad.

      Un abrazo MaríaJesús.

Leave a Reply