Soy digital, gracias por el reconocimiento como Colombiana Digital. Observa el video.

colombiano digital3Hola a todos. Estoy emocionada de compartir el reconocimiento que hace el programa @yosoydigital a mi ejercicio como emprendedora digital. Aquí te comparto el video del show en esta nueva temporada y el reconocimiento que me hacen como colombiana digital 2014.

Si quieres ir al punto… observa desde el minuto 18.

El programa “Soy Digital” que para esta temporada viene recargado con cambios e innovaciones se llama Xtreme, busca la experiencia digital colombiana que haga uso importante y transformador de las Tecnologías de Información y Comunicación.

Recuerda el capítulo en el que nombran ganadora del programa en la anterior temporada.

Quiero invitarlos a que participen con su experiencia en Soy Digital Xtreme.

4 thoughts on “Soy digital, gracias por el reconocimiento como Colombiana Digital. Observa el video.

  1. Hola soy María de la Luz Avila Camacho, maestra de primaria, te felicito mucho por tu dedicación y empeño en la enseñanza de los alumnos.
    yo tengo 61 años y al igual que tú, siempre estoy investigando en la web nuevas estrategias de estudio, para hacer mas ameno el aprendizaje a mis alumnos.

  2. Muchas Gracias María de la Luz, un abrazo grande. Me encanta recibir tu mensaje. me encantaría escuchar de tu valiosa labor y tus experiencia. Es un honor recibir de ti tan bellas palabras.
    Karem

    • Muy buenas tardes Karem, te platicare de mi hermosa labor y como llegué a ser maestra.
      Tengo 61 años, ya casi 62 el 17 de septiembre los cumplo si Dios quiere.
      Bueno….. cuando yo ´terminé mi secundaria a los 15 años, hice mi examen a la normal de maestros, mi deseo siempre fue ser maestra, pero desgraciadamente para mí reprobé mi examen. ” Para esto, antes de que llegaran los resultados de mi examen, una vecina le comentó a mi mamá que porque no me iba yo a trabajar con ella, al restaurante donde ella trabajaba. Mi mamá accedió y me fui a trabajar con esa señora.
      Fue el peor trabajo que he tenido en mi vida, porque entraba a las 9:00 Am y terminábamos de trabajar a las 10:00 pm, desde que llegaba era ayudar a la vecina a “batir ” el pastel (que eran unas tinas grandes, del tamaño donde hacen las carnitas) horneábamos el pastel en hornos muy grandes y las puertas, para abrir el horno estaban muy pesadas, el horno era del tamaño de una pared como de 7 metros de ancho.
      Para no cansarte después del pastel, llegaban las cocineras y me pasaba con ellas ayudar a picar todas las verduras o prepara los guisados que iban a servir ese día.
      Cuando empezaba el servicio pe ponían a lavar los trastes, hasta que terminaba el servicio, bueno terminaba de limpiar la cocina a las 7 de la noche, de ahí me pasaba a limpiar los comedores, que eran cinco. y después acompañaba a una mesera que se encargaba de hacer un “pan de barra” (por cierto muy sabroso, era integral) y lo repartíamos en ” panaderías especiales” o sea donde vendían el pan, muy caro.
      Ahora viene lo bueno ” mi sueldo” yo trabajaba de lunes a sábado, y cuando me pagó la Dueña del restaurante que era (alemana) me dio $60.00, el salario mínimo era de $120.00.
      Yo le pregunté que porque me pagaba tan poco dinero y me dijo que porque era menor de edad. A pesar de que yo era la que trabajaba más que todos los empleados.
      No me gustaba el ambiente había mucha “vulgaridad”, a la que yo no estaba acostumbrada.
      de doce hijos ( que hasta ese momento tenía mi mamá, yo era la segunda, después tuvo 3 más, o sea que fuimos 15 hijos) pero mi madre nos tenía bien educados. aunque fuimos muy humildes, pero con educación.
      Cuando recibí la noticia que no había sido aceptada en la normal, estaba trabajando en el restaurante, y mi hermana fue a ver mis resultados. Sufrí mucho, y las meseras mientras servían a los comensales ( siempre bebían alcohol y se emborrachaban) cuando me vieron llorar yo les comente, que no había pasado mi examen. entonces se empezaron a reir a carcajadas gritándome “LA MAESTRA LAVAPLATOS” me trataban muy mal y yo no le comentaba nada a mi mamá de los malos tratos, ´porque no quería que ella sufriera.
      Cuando iba a cumplir el año trabajando renuncié, porque creía que si me quedaba más tiempo, ahí iba a durar trabajando toda la vida.
      Conseguí un trabajo de costurera ahí tuve un mejor trato, me casé a los 22 años, tuve tres hijos, unas gemelas y un varón y me dije: Que iba a luchar porque mis hijos fueran grandes profesionistas. y gracias a Dios. Marilú es actuaria, Gina es auditora y Alex es economista.
      Cuando mis hijas entraron a estudiar su licenciatura me dijo una de ellas -Mamá porque no entras a estudiar tu bachillerato abierto-, para esto yo trabajaba en casa de costurera.
      la mayoría de mis hermanos estudiaron sus licenciaturas y yo sufría mucho, porque no había yo estudiado.
      Cuando Marilú me dijo que ella me apoyaba con el estudio si iniciaba mi bachillerato, mis otros hijos me apoyaron también.
      Tenía 42 años cuando entré a bachilleres, mi estudio lo hice “abierto” yo podía escoger las materias que fuera hasta completar todas las materias de primero a sexto bimestre.
      Gracias a Dios cada ocho días: viernes y sábado hacía cuatro exámenes, elaboraba dos globales o dos de los fascículos que fuera reprobando hasta pasar toda las materias. (en dos años terminé mi bachillerato)
      Termine mi bachillerato con promedio de 8.7.
      Después me preparé para hacer el examen a la UAM y gracias a Dios lo pasé, y terminé mi carrera a los 48 años.
      Soy licenciada en Sociología, tengo catorce años de haber terminado mi carrera y los mismos de trabajar como maestra.
      Inicié trabajando en una secundaria y bachillerato particular (Me gustó mucho trabajar con adolescentes, después me dieron trabajo en una primaria y me encantó, ahí fue donde dije -me quedo en primarias para darle a los alumnos las “bases” para que tengan una buena preparación Mis alumnos-.
      Por lo regular siempre he dado sexto, siempre me preparó para dar lo mejor de mí.
      Utilizo mucho las TICS, como a los muchachos les gustan las redes sociales, las utilizó para dejar ejercicios, abro páginas web para dejar trabajos, tareas. También he encontrado ejercicios interactivos de matemáticas, razonamiento , comprensión lectora etc. Gracias a Dios mis alumnos siempre están contentos conmigo. Jugamos brincar la cuerda (preguntando los temas de cualquier materia que hayamos visto en la semana) siempre cambio de estrategias para que los alumnos estén contentos, y logre los objetivos y aprendizajes esperados, con mis alumnos.
      Ahora después de la pequeña síntesis que le conté le de mi vida, me podrá creer cuando. digo que: AMO MI TRABAJO, PIENSO QUE SOY LA MUJER MÁS FELIZ DEL MUNDO CON MI CARRERA. Siento una felicidad enorme cuando mis alumnos, entienden los temas, a mi me fascinan las matemáticas y logro que los alumnos las rechazaban “por difíciles” según ellos, cuando salen para la secundaria, siempre me agradecen porque dicen que utilizan las estrategías que yo les enseñe. Otra cosa muy importante que doy a mis alumnos son valores, que en esta época son muy importantes para que los adolescentes reflexionen, sobre la vida que quieren vivir.
      Espero que no se haya aburrido con mi historia otra vez gracias por sus estrategias, me van a servir mucho para trabajar con mis alumno.
      Que Dios la colme de bendiciones para seguir formando buenos y prósperos seres humanos.

      • Hola María de la Luz,

        Estoy feliz de leer tu mensaje. Me llena de mucha alegría saber que personas de tu experiencia y saber hacen parte de esta bella familia. Por lo que me cuentas no que como maestra y mujer tienes retos que aún sigues manteniendo, que luchas por lo que te propones y eres muy crítica de cómo se puede mejorar las cosas. En la educación faltan pasiones, esas que muevan a hacer las cosas con dedicación y constancia.

        Gracias por contarme tu historia y hacerla parte del blog. Espero que podamos estar comunicadas. Un abrazo

        Karem

Leave a Reply